domingo, 1 de febrero de 2015

Articulo de prensa Diario Palentino sobre el puente de Reinoso de Cerrato

Pueblos que sufrieron riadas

 hace un año actúan

 para protegerse


diariopalentino.es - sábado, 31 de enero de 2015



En Reinoso de Cerrato hay un puente tan antiguo que se cree que puede tener origen romano, si bien la práctica totalidad de su fábrica, con sus dieciséis ojos es medieval.

El paso del tiempo y las riadas -especialmente estas últimas- lo han reducido a un esqueleto del que apenas sí se distinguían algunos detalles.

Hasta que un año después de la última gran riada se han completado unos trabajos que han sacado a la luz esa infraestructura. Algunos municipios que se vieron más afectados hace un año por las riadas provocadas por las intensas lluvias que cayeron en la provincia se frotan los ojos.















En apenas 12 meses el panorama ha cambiado, y de qué manera, en esos lugares donde el agua ocasionó graves daños, en especial en los puntos donde se crearon presas naturales al arrastrar la corriente árboles de grandes dimensiones que, al llegar a un punto de no retorno, (habitualmente puentes o islotes creados por sedimentos), se acumularon hasta construir muros de varios metros de altura que el agua no podía superar, por lo que buscaba rutas alternativas.
Es lo que ha ocurrido en Reinoso de Cerrato y Tariego de Cerrato.
Dos de los puntos críticos de la cuenca palentina en los que el río Pisuerga hizo de las suyas no hace tanto, y donde era preciso actuar para prevenir situaciones complicadas a corto o medio plazo.
En las últimas semanas se han llevado a cabo trabajos de mantenimiento que han permitido lavar la cara a las riberas de este río en ambas localidades.
No ha sido fácil acceder a la zona objeto de la intervención; tampoco la ejecución de las actuaciones previstas.
Los efectos de las riadas son aún visibles en aquellos puntos en los que no se ha actuado, así es que muy fácil imaginarse lo que se ha encontrado la maquinaria pesada que ha intervenido en unos espacios donde, por encima de todo, con los trabajos realizados, se busca minimizar el riesgo de inundaciones. ¿Cómo?
A través de una limpieza de las riberas consistente en eliminar aquellos árboles en peor estado, con la tala en parcelas ubicadas a escasos metros de las orillas (superficies en muchos casos consorciadas por las que los Ayuntamientos obtienen ingresos de los aprovechamientos madereros, 25 hectáreas en Tariego y 29 en Reinoso), con el dragado en puntos donde piedras, maderas y otros materiales se habían acumulado -especialmente en los basamentos de los puentes-, y con el reforzamiento de taludes.













El objetivo fundamental es prevenir nuevos desbordamientos. Algo que tiene distintas consecuencias, las principales, daños en infraestructuras e inundación de tierras de cultivo.
Por ello, en Reinoso y en Tariego se han completado diferentes intervenciones que han permitido cambiar la cara a unos espacios que durante meses han vivido con los ecos de las riadas.
Las mejoras han sido recibidas con los brazos abiertos en ambos municipios que en varias ocasiones habían completado las gestiones oportunas para que las Administraciones competentes tomaran cartas en el asunto y llevaran a cabo unas obras necesarias e incluso urgentes.

puentes. En el año 2014, días después de que se localizaran problemas en varios puntos de la red viaria de la provincial, la Junta de Castilla y León, a través del Servicio Territorial de Fomento, procedió a la limpieza con carácter de urgencia de cinco puentes.
Se encargó de retirar los depósitos acumulados en previsión de posibles retenciones de agua que pudieran anegar esas zonas.
Se intervino en 48 horas en el puente sobre el río Retortillo en Villalumbroso; en la carretera P-924 entre Paredes de Nava y Frechilla, el de la carretera P-952 entre Paredes de Nava y Fuentes de Nava y el puente sobre el Sequillo en Boadilla de Rioseco.

¿Quién es competente? En cuanto al programa de mantenimiento de cauces de la CHD es preciso realizar algunos matices.
Existe una idea generalizada de que son las Confederaciones Hidrográficas quienes tienen la obligación de acometer las actuaciones en los cauces públicos para mantenimiento, conservación y acondicionamiento.
Desde el Organismo de cuenca, que ha ejecutado 277 mejoras entre 1998 y 2011 (últimos datos oficiales) se recuerda a los Ayuntamientos  que el ámbito de actuación de las Confederaciones se circunscribe a tramos no urbanos. Las actuaciones en cauces públicos situados en zonas urbanas corresponden a las Administraciones competentes en materia de ordenación del territorio y urbanismo, Comunidades Autónomas y Ayuntamientos.

Enlace de este artículo  en la web del Diario Palentino

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

VISITA REINOSO DE CERRATO Y DISFRUTA DE SU PAISAJE Y SU GENTE

Navidad